Surge en un presente remoto a un futuro aún más extraño. Canela comienza el diario. Tan verdadero como mentiroso. Verdaderamente en falso.
RSS

entre partes

Jueves 30 de Julio de 2009

Fueron cien-mil las ideas que se me cruzaron por la mente. Y en este momento con los ruidos en mi cabeza, en mi casa, en mi vida en todos lados. La verdad que creo que no puedo sacar una idea coherente. Con cierta coherencia al menos. No pido mucha. Pido algo de ella. Siento los sonidos como esas noches de resaca en donde todo suena diez veces más alto. Y más grave.
Dentro de todo mis pensamientos de 'vergüenza' del sábado a miercoles se me pasaron, se me escaparon de mi mente por un rato. Miento. Siguen ahí. Y mis ojos enamoradizos del sábado hacia mi primer amor también sigue alli. Pero, como era de esperar, él ni se dió por aludido. Así que seguiré como siempre (miento, como nunca, como siempre sería volver con el último y errado gran amor). Después de todo, mejor, por ahí es una confusión en el desenamoramiento brusco y la llegada de pasado que nunca se termino de cerrar (momentos que nunca terminamos de crear, pasiones que no vivimos, noches que dejamos en silencio)
Me hubiese gustado que me buscara. Una parte de mi cree que ya se olvidó de mi y que ni le importo, que soy una más del montón. Y la otra parte de mi piensa, la parte más egoista y la que sabe lo que hace con los hombres a los que logra conquistar, que está demasiado enamorado aún cómo para volver a ilusionarse. Y al mismo tiempo esa es la parte más infeliz por que es la que siempre termina espantando a medio mundo. La que termina sintiendo culpa. La que se termina sintiendo sóla.

(palabras sueltas de una noche de invierno)
1 leyeron mi diario

y ahora lo que no entiendo es:

Miercoles 29 de Julio de 2009

(Cómo siguio mi cabeza diciendome cosas al oido)
Y vino él, entre otros amigos (como si él pudiera llamarse 'amigo', pero si no hay palabra para definirlo, vamos a llamarlo asi). Y me dio vuelta las ideas. Al menos las pocas qué tenía sobre algo. Para bien y para mal. El para bien es el que uno dice: 'Que bueno volverlo a ver' (en algún otro momento me explayeré sobre este punto). Para mal: Verguenza. ¿De qué? De mi misma. De como de un extremo del amor pase al otro. Me arrepiento de ciertas cosas y (creo) que nunca me habia pasado. Es decir, por más macanas o no macanas que me mande en mis días nunca, (y si digo nunca es nunca) me había arrepentido de nada. Obvio, cosas que en otro momento seguro que hubiese hecho de otra manera, pero igualmente nunca me arrepientí.
Y con un dolor de garganta suave y amargo me acosté el sábado. Pensando. ¿Cómo pudo pasarme? ¿Cómo? Me di cuenta que hace casi dos años comencé a vivir en un mundo que no era verdad. Y que me convencía a mi misma que sí lo era. Y ahora (medio despierta, medio dormia) Puedo decir que me asquié de mi (en ese momento). De lo que me pasó y lo que hice y lo que deje de hacer y lo que dejé que pasara. No entiendo cómo me enamoré de una persona (Él) y cómo hace dos años estuve perdidamente (Perdida, sin solución, fuera del mundo) enamorada de otra que era lo opuesto de la primera. Serán por que los opuestos se atren y me atraen.
"mañana sigo con más. Me enredé solita en los pensamientos."
3 leyeron mi diario

breve (muy) resumen de mis amores

Martes 28 de Julio de 2009

(pero en forma simple, en algun momento los escribiré con más detalle, ahora lo simple, para poder comprende apenas que quiero decir...)

A ver. ¿Hoy qué día es? Martes. Muy bien. Hoy, después de cruzarme con personas de mi pasado y analizarlo a la distancia y con una mirada bastante juzgadora puedo decir que no me entiendo. Empiezo por contar que me encontré con una persona el sábado. Una persona la verdad que está muy cambiada (y cuando digo muy, es Muy, con mayúscula incluida).
Es dificil de definir esto y creo que me va a llevar varios días poder explicarlo. Lo verdaderamente importante es que: hace varios años que no la veo. Digamos que hace 6 meses lo vi con unos ojos, con un noviazgo que se iba a pique y un novio a 1600Km de distancia, con uno que otro vaso de gancia pero siempre bien centrada. Hace 1 año la vi de una manera totalmente diferente. Con un hombre a mi lado. Muy contenta (por decirlo) (y con el mismo con el que después la cosa se fue a pique) y con este hombre totalmente celoso a más no poder. Es decir bastante insoportable esta sensación. Y podemos decir que hace más de 3 años lo veía diferente, un tanto enamorada, un tanto sola, un tanto en la joda de adolescente. Lo veía durante las noches, buscando cosas que enrealidad no quería encontrar y escapandome de situaciones. Y hace 4 años (o casi 5 años) eramos novios. De secundaria. De esos que pasan su tercer año de colegio juntos, Bariloche, fiesta (etceteras) pero sin futuro. Y esa fue la excusa que dí hace 4 años (casi 5) para dejarlo llorando en la estación del Roca.
(sigo mañana)
4 leyeron mi diario

Mi nombre es Canela

Es la quinta vez que escribo la primer linea.
Supongo que es algo normal al comenzar cualquier cosa. Dudar, no saber como hacerlo y al final uno lo hace como le sale mejor y así es. Supongo que en este primer mensaje al mundo debo presentarme, ¿verdad? Y después veremos qué sale con el correr de los días. Es que no hay una formula exacta sobre el como empezar. No existe una guía de revista o un libro que nos explique como empezar a escribir un diario. Cuando era chiquita me regalaron uno. Recuerdo que mi mamá lo leía de vez en cuando para ver que me pasaba. Recuerdo que también tenía olor a limón y que odiaba mi letra desprolija, apurada. También recuerdo que en algún momento me aburrí y lo abandoné entre los muchos papeles de mi caja. Con el tiempo uno crece y me terminé creyendo que ya no tenía edad para esos cuadernitos de osos y hadas de colores. Pero también me di cuenta que los extraño. A veces uno necesita de ellos para contar que le pasa sin que lo juzguen, sin que le digan nada más que nada. Y entre las lineas quedó escrito un por qué. Entre las lineas fue mi presentación. Entre las lineas.
Buenas noches para todos, mi nombre es Canela.
3 leyeron mi diario